Arran se adjudica el ataque al bus turístico de Barcelona

La organización juvenil cercana a la CUP afirma que actúa “contra el modelo que convierte al país en un parque de atracciones”

Barcelona. (INCAT-ElPeriódico).- La organización juvenil Arran, cercana a la CUP, reivindicó en un comunicado el ataque por parte de cuatro encapuchados al autobús turístico que tuvo lugar el jueves en Barcelona. Poco después, la alcaldesa Ada Colau publicó un tuit en el que reconoce que el ayuntamiento denunciará los hechos, aunque el grupo municipal Demòcrata ya había criticado con dureza que el consistorio hubiese ocultado el incidente.

En un mensaje de Twitter, Colau aseguró que pidió un informe de lo sucedido y añadió que “protestar por el turismo no puede pasar nunca por intimidar personas ni dañar equipamientos”. Horas antes, la concejala Sònia Recasens había exigido a Colau condenar “enérgicamente” los hechos y depurar responsabilidades por silenciarlos, así como traspasar sus competencias en seguridad a un concejal que se “dedique de manera exclusiva”. También la acusa de confundir “activismo con actos vandálicos” y de alimentar la turismofobia.

Los atacantes escribieron una pintada en la parte delantera de un Bus Turístic, junto al Camp Nou, y le pincharon una rueda. “¡No es turismofobia, es autodefensa contra el ‘barriocidio’!”, proclama Arran en uno de sus mensajes en Twitter. En el comunicado dicen que con esta acción actuaron “en legítima defensa contra un modelo que nos quiere esclavas y convierte al país en un parque de atracciones que únicamente beneficia a la burguesía y al capital”.

La acción se enmarca en un “gran ciclo de movilizaciones en los Països Catalans contra el turismo masivo”. La relacionan con otra se que llevo a cabo en Palma y la ocupación de un piso turístico en Valencia hace unas semanas.

 

ld